Carrió contra Bullrich, pero con Rosenkrantz

La diputada de Cambiemos Elisa Carrió rechazó los cambios en el empleo de armas de fuego que otorgan discrecionalidad para disparar a las fuerzas de seguridad y aseguró que la nueva normativa «viola los derechos humanos fundamentales». Además, señaló que a la ministra Patricia Bullrich «se le va la mano» con esta medida y advirtió que su espacio no va a ir «al fascismo». De esta manera, la funcionaria se sumó a las críticas de sectores que denunciaron que esta medida legalizará el «gatillo fácil». Sin embargo, la legisladora de Cambiemos reiteró el apoyo a que los genocidas condenados por crímenes de lesa humanidad sean beneficiados por el 2x1, tal como en soledad votó el presidente de la Corte Suprema, Carlos Rosenkrantz, contra cuatro votos en contra en el máximo tribunal del país.