La enamorada
Santiago Loza

Ya que la primera imagen de La enamorada sea su silueta detrás de una pantalla, prepara al espectador para reposicionarse frente a una Julieta Venegas distinta. Es como un filtro que la transforma desde el principio en personaje, porque esta vez la cantante mexicana se aventura en la actuación, dirigida por Guillermo Cacace. Y así sale a escena, solo ella con su cuatro, saltando a la ficción de una obra de teatro. Lo hace al interpretar al único personaje del bellísimo texto de Santiago Loza, siempre tan profundo para retratar lo íntimo y lo cotidiano. Pero también deleita con su inconfundible voz, a través de las canciones (Venegas compuso la música y escribió las letras junto a Loza) que se cuelan entre los relatos de la anfitriona, cuyos interlocutores imaginarios son sus seres queridos. Se entrelazan con el texto de forma tan armónica y natural, que la artista se convierte en una suerte de juglaresa latinoamericana contemporánea. (El Picadero)

Victoria Eandi