Otras noticias
La Tinta
La cooperativa periodística cordobesa trabaja, desde 2016, en la generación de una agenda alternativa a los medios hegemónicos. Junto con otras entidades del sector, busca crecer e impulsar nuevos proyectos radiales y audiovisuales.
Informe y fotos: Bibiana Fulchieri

Hasta marcharse. Albornoz, Luque y Segado, parte del equipo del portal latinta.com.ar

Un medio cooperativo y contrahegemónico», así se define La Tinta, portal de noticias de la ciudad de Córdoba. «En 2016 aparecimos como un portal pero con  las características de un diario diagramado e impreso, pensando muy bien con qué otros medios u organizaciones íbamos a aglutinar nuestros contenidos», dice Ezequiel Luque, editor y vocal, quien, junto a Diana Segado, editora y presidenta, y Fernanda Albornoz, a cargo de la comisión de finanzas y vocal, reflexiona sobre este sitio de comunicación federal autogestionado. «Desde los comienzos sabíamos que la impronta que tendríamos es la de liberar materiales producidos, articulando con comunicadores de  todo el país»,  asegura Luque.
La Tinta produce 15 notas diarias, de lunes a viernes, que se distribuyen en varias secciones: Nacional (realidad política, social y económica); Córdoba (dedicado a noticias de esa provincia); Gilda (suplemento de cultura) y Comunidad (organizaciones, pueblos originarios, territorios), entre otras.
«La Tinta siempre estuvo muy ligada a la idea de hacer periodismo hasta mancharse; involucrados, en el barro y sintiéndonos parte de lo que estamos comunicando», explica Segado. Y hace énfasis en otra característica del medio: la intención de profundizar, salir de la lógica de la inmediatez y respetar a los lectores y protagonistas de las noticias. «Por ejemplo, teníamos el dato de la aparición de la nieta 129 pero nosotros esperamos a que fueran las Abuelas, que encabezan la lucha, las primeras en informar, porque también había familiares que aún no lo sabían.  No nos matamos por las primicias», asegura la asociada.
Con ocho asociados, la entidad cuenta además con alrededor de 30 colaboradores que de a poco integrarán la cooperativa. Asociada al Banco Credicoop, también tiene vínculos con la filial Córdoba de Instituto Movilizador, con la que organiza actividades conjuntas. También se encuentran tramitando un microcrédito del IMFC y se convino con la Secretaría de Género del IMFC la firma del Pacto Cooperativo por la No Violencia de Género que propone COOPERAR. Dentro del ámbito de la comunicación tienen estrechos vínculos con el Foro Argentino de Radios Comunitarias y la Red Nacional de Medios Alternativos, cercanos a la entidad desde los inicios.


Hacer colectivo
Además de producir contenidos periodísticos, La Tinta creó la cátedra libre Ideas Menores, «espacio para fortalecer nuestra formación y habilitar herramientas políticas, pedagógicas y metodológicas para seguir construyendo comunicación libre». Con el acompañamiento de la Fundación Rosa Luxemburgo y de la Biblioteca Popular Julio Cortázar, la cátedra editó el libro Pensar con los pies en la tierra, donde cuenta su experiencia. Además, dentro de las propuestas de comunicación, proyectan incorporar una radio; producir podcasts y realizar producciones audiovisuales.
En asamblea discuten el quehacer cotidiano y construyen acuerdos en lo que atañe a finanzas. En este sentido, acordaron un ingreso básico común y un precio por hora de trabajo. También buscan consolidar a la cooperativa económicamente. «Estamos en una etapa de gestionar pauta oficial, solos o con otros –dice Fernanda Albornoz, otra de las asociadas–. No es fácil, cada colectivo posee una dinámica particular, pero tener pauta oficial es nuestro derecho, allí estamos insistiendo. Sabemos que los medios no son rentables por sí mismos, nuestro criterio es exigir al Estado lo que nos corresponde como alternativos». Los asociados concuerdan, sin embargo, en que el panorama ideal a futuro es el financiamiento por parte de los lectores: «Que los que nos leen generen la conciencia de aportar para seguir siendo lo que a todos les gusta que seamos».